DATOS PERSONALES

Mi foto
* Escritor y periodista especializado en los aspectos políticos de la globalización. * Presidente del Consejo del World Federalist Movement. * Director de la Cátedra de Integración Regional Altiero Spinelli del Consorzio Universitario Italiano per l’Argentina. * Profesor de Teoría de la Globalización y Bloques regionales de la UCES y de Gobernabilidad Internacional de la Universidad de Belgrano. * Miembro fundador de Democracia Global - Movimiento por la Unión Sudamericana y el Parlamento Mundial. * Diputado de la Nación MC por la C.A. de Buenos Aires

domingo, 4 de octubre de 2009

Editorial de la Semana.-


EL MODELO PLURALISTA FORMATO-INDEC
Domingo 4 de octubre de 2009

Buena parte del planteo del kirchnerismo sobre la nueva Ley de Medios Audiovisuales se basa en explotar algunas nociones ampliamente extendidas en la sociedad argentina. Según ellas, existe un monopolio informativo que hay que desterrar en nombre del pluralismo, y los encargados de hacerlo y garantes del proceso deben ser los medios públicos y los medios privados “sin fines de lucro”. Ahora bien, resulta interesante analizar el mismo debate sobre la ley de medios que se está desarrollando estas semanas a la luz de esta perspectiva. La pregunta es: ¿han sido los medios privados más tendenciosos en el tratamiento del tema que los públicos y que los privados “sin fines de lucro”, o ha sucedido más bien lo contrario?
Como cualquiera puede verificar, el formato que los medios privados han propuesto para el debate ha sido el de mesas con el mismo número de invitados críticos y de invitados favorables al proyecto. La abrumadora mayoría las transmisiones de TN, América, Canal 26, C5N y Metro han respetado este esquema. En cambio: ¿vio alguien a alguno de los diputados de la oposición en programas similares de Canal 7? ¿Han sido frecuentemente reporteados por Radio Nacional o han participado de alguna forma de cadena nacional como la de la que abusa, día por medio, la Presidente? Lo cierto es que en los principales medios de comunicación estatales se ha emitido un mensaje unidireccionalmente sesgado y favorable a la ley de medios, del cual la reciente interrupción de las transmisiones de Canal 7 en el momento en que la senadora Estenssoro exponía en el Senado ha sido el síntoma más alarmante.
De manera que en el debate de una ley que afecta profundamente sus intereses, los medios privados –que se financian con su propio dinero- han sido más plurales que los medios públicos en manos del kirchnerismo, que pagamos todos los argentinos, incluido el más del 70% que el 28 de junio no votó a los Kirchner. Es verdad que algunas publicidades privadas contra la ley han excedido el marco de lo aceptable, pero aún así también en esto los canales públicos lo han hecho aún peor. En efecto: ¿es concebible que el estado nacional pague con la pauta oficial la publicidad de una ley promovida por el Gobierno, y que en esas indignas propagandas -propias de un régimen- se sostenga –como hace Aliverti- que los opositores somos patéticos (sic) y no hemos siquiera leído la ley? ¿Es razonable que Aliverti diga esto pocas semanas después de que el Presidente de la Comisión de Agricultura, el ultraoficialista diputado Cantero, haya admitido que firmó la ley de emergencia agropecuaria sin haberla leído, motivo que la Presidenta de la Nación usó para vetarla a pesar de que había sido aprobada por unanimidad en ambas cámaras? ¿Es esta la prometida imparcialidad de la información, pagada con 600 millones a Julio Grondona y socios para que mentiras semejantes lleguen a la mayor cantidad de hogares junto con la publicidad de Don Carlos “tudo bom- tudo legal”? (...)
Continúa. Para leer la versión completa, hacer click aquí.

27 comentarios:

Daniela dijo...

Hola, bueno la verdad es que no sabia cuando pasar a dejar comentario pero hace un tiempo que llevo leyendo su blog, tengo 21 años y realmente nunca me intereso saber algo o informarme sobre las cosas que se refieren a la politica, basicamente por que pense que de igual forma por mas que me informe y tome una posicion pensando de una manera no haria ninguna diferencia, con todo esto de la pseudo ley de medios me eh puesto a ver los programas donde se debatían, las cosas que decian unos y otros, me puse a leer de la ley y la verdad... temo que si esta ley se aprueba realmente pase algo catastrofico, no se que pase pero temo que se pierda la libertad de verdad, y no todos sabemos donde buscar la informacion o leer entre lineas, si el gobierno quiere controlar a los medios habra mucha gente que no sabe interpretar bien las cosas que se dicen o muestran, estamos en una realidad que lo que se necesita es la verdad en estado crudo y si esta ley sale se dara una mentira todos los dias por algun medio,... es todo muy complicado pero espero que esta ley no salga ya que seria una real verguenza que voten por una ley que literalmente se caga en la constitucion.

Con mi hermano abrimos una pagina un blog hace un tiempito, por varios motivos, uno de ellos es que por primera vez escucho personas que dicen lo que pienso... y eso que en mis cortos 21 años no eh visto a casi nadie que se llame politico y que represente lo que pienso en verdad, no se si esta bien o mal lo que escribo.

Un saludo.

maby dijo...

Fernanado: mas alla de participar en este blog hace ya tiempo, y que en reiteradas ocasiones he expresado mi adhesion a su forma de pensar,discurrir y de accionar; no puedo dejar otra vez de destacar la claridad de su analisis y su percepcion en lo desplegado en el tema- ley de medios.
Siempre los represente a los K como un huracan ; desvastadores y caoticos.¿Me pregunto que quedara en pie despues de ellos?
Saludos

kai dijo...

Totalmente de acuerdo.

En uno de los programas más KARENTE de objetividad, imparcialidad, y dirigido por una ideología que hasta el “nuevo más antiguo” pariente nuestro –dicen- la tildaría de anacrónica, “678” por “canal setentista” argumentaba: “Dime con quien anda y…”, mostrando quienes estaban a favor y en contra de la ley de medios – con total maniqueísmo-, pero además un argumento torpe, tratándose de una ley que propone un gobierno Karacterizado por su intento de silenciar la disidencia y establecer un discurso único. Pero… veamos un poco:
A favor estaban:
-Víctor Hugo Morales (que dice que en Cuba hay una “democracia distinta” ¡Ay papá!)
-Hebe y Karloto que “llaman al silencio” a Hilda Molina, y que excretan: “Fidel encabeza un proceso de liberación” -un poco largo…- y además, para demostrarnos su compromiso con la libertad de expresión, Hebe dice “soy chavista” y “que tengamos 40 diarios de los nuestros por uno de los de ellos”, ¡que declaración!
-Campanella que mientras su película la veían millones decía “contra los monstruos de Hollywood no se puede competir”, “ellos tienen un aparato de marketing gigantesco” y nos pedía a los argentinos que pongamos dinero para que los artistas, en nombre de lo “nacional y popular”, lucren impunes, aunque nosotros veamos Dr. House antes que Valientes, la excusa es que lo vemos por que Hollywood nos lavó el cerebro y no porque sea mejor producto.
-También los aliados de Proyecto Sur que se declaran admiradores de Chávez y que según Solanas en “Cuba hay libertad y democracia”
-Por si fuera poco, el ecuatoriano Correa que sacó a Homero Simpsons de la pantalla por ser un “ejemplo del capitalismo” llama a imitar a los K y a Chávez en la lucha contra los medios, ¡que salvavidas de plomo!
Seguramente Castro apoyaría este proyecto y Videla, si no le dicen que es una propuesta de exmontoneros, también. Es un retroceso fenomenal.
Bueno… ¿qué pensara Robert Cox?, perseguido por la dictadura y en nombre de quien se hace esta ley, según dicen. ¿Estuvo en los “foros de debate”?
Fernando: Cambien esta ley por favor, aunque, sinceramente, creo que una declaración de inconstitucionalidad de la Corte sería más demoledor y saldría festejarlo. Y hay que eliminar la publicidad oficial o en su defecto establecer una distribución n con fines informativos y no propagandistas, que sea equitativa. Creo que en EEUU no existe.
Saludos y no le pases bola a los programas del 7, yo antes los veía para saber cómo pensaban pero ya es insoportable, gracias a Dios no los ve nadie.
“El hombre que no teme a las verdades, nada debe temer a las mentiras”. Thomas Jefferson

Disidente dijo...

La oposición parece no poder detener a Kirchner.

Sea ese, tal vez, el principal problema hoy. Kirchner es KIrchner porque se lo deja ser Kirchner.

maría dijo...

Además, es una vergüenza la cantidad de propaganda oficial durante las transmisiones del fútbol.
Nos subestiman y nos tratan de estupidos y lo peor de todo, es q no reaccionamos

kai dijo...

Los medios nacen junto con la democracia. La violación de la libertad de expresión es un rasgo de los gobernantes no democráticos. Es importante recordar, sin decir que los k lleguen a tal grado de perversión moral, que Hitler surge de un “partido obrero” y más precisamente del “área de propaganda”. Uno de los ejes del nazismo (lo mismo que los gobiernos marxista-leninista) es la educación del pueblo, EL ADOCTRINAMIENTO (lo cual es prueba de que los medios no manipulan a ciudadanos pasivos, nunca hubiera caído el comunismo o los regimenes fascistas de ser así). Hitler tenia el perverso “ministerio del Reich para la propaganda y la educación del pueblo”. Es importante también recordar que las ciudades se llenaron de afiches nazis pagados con dinero público y que la publicidad aumentó enormemente ( en la argentina pasó de 46 millones de pesos anuales en 2003 a casi 400 millones en 2008), y se utilizo como propaganda del gobierno (los k la utilizan para promover leyes, atacar sectores como el campo, etc… ); los medios fueron sometidos, cerrados, estatizados o se aplico la “arianizacion” de ellos (concepto nacionalista similar a las “argentizaciones”). Dentro de los enemigos del régimen estaban lo que se denominaron “empresarios o financistas avaros” y los “medios perniciosos”. La información se falseó y/o escondió. Entre otras “conquistas” (para ponerlo en términos k). Parece medio kk, ¿no?

Ruben dijo...

OH...este muchacho Kai me mareó... mete a Chavez con Fidel, a Correa con Homero Simpson, y a Hitler con ...no se... pero bueno, ahi estamos, un país caótico mental, este Kai no permitiría a Chavez o a Fidel o a Correa en la televisión, o sea... Bueno, para vos Fernando...una pregunta tonta... esto no es el Fascismo mas puro? hay mucha diferencia entre esta polìtica y la filosofía del fascismo? solo se que no se nada, pero no me gusta nada...igual, gracias por enfrentarlos, mirarlos a la cara y que ellos bajen la vista...que no te banquen la mirada...son cobardes..y ya te hice mi representante, total no podès hacer nada para evitarlo...un abrazo
RUBEN

kai dijo...

Ruben, son todos iguales, totalitarios liberticidas. Tiene todo el derecho a estar en TV o donde se quiran meter, pero no de impedirselo a los otros. Saludos

Fernando A. Iglesias dijo...

No creo que el kirchnerismo sea fascista. Es más bien un régimen bonapartista pero de estilo monárquico. Algo sobre esto escribí en Kirchner y yo. Desde luego, son autoritarios, liberticidas, antiliberales, anticapitalistas, populistas con poses obreristas, etc. Pero no se ven el horizonte un genocidio ni una guerra, así que las diferencias son bien mayores que las similitudes.
saludos

Ruben dijo...

Gracias, pero vos crees que si los argentinos opositores al regimen se movilizaran fuertemente no reprimirían con mas fuerza y enviarian a sus fuerzas de choque? Peròn creo la triple A en el 73cuando vio que del otro lado habìa algo que le podìa complicar la existencia. Vos pensàs que a la Carrió o a vos no quisieran matarlos? no hay gerra civil porque no hay nada enfrente, no por ellos...pero bueno, vos sabes mas que yo y sos un genio. abrazo
RUBEN

Pablo Libre dijo...

Tiene razón. Dejémos esta ley de medios. Compremos el libro de Iglesias y Kirchner. Miremos el programa de M. Legrand.
Porque tanto alarde, y esto es lo mismo que opina mirtha legrand...
(Y la fotito es de TVR)

Discepolin dijo...

El kirchnerismo, el chavismo y en general el "populismo" no son otra cosa que fascismo: Lo describo con sus terminos: "-autoritarios, liberticidas, antiliberales, anticapitalistas, populistas con poses obreristas, etc. -"
Discrepo absolutamente en que para declarar fascista a Kirchner haya que esperar a que produzca -vuelvo a citarlo:" un genocidio ni una guerra"-.
Ese no es un criterio (a) de la Ciencia Politica -que considera lo que Ud. menciono en primer término más que suficiente para describir al fascismo- y (b) ético -ya que considera que para declarar "fascista" a Hitler o Mussolini habría que esperar a la guerra del 39 -que es exactamente lo que Neville Chamberlain hizo-
Kirchner es fascista -o si Ud quiere, neofascista -para empatar el uso del "neoliberal" como adjetivo descalificativo que usa él y sus seguidores (los que no cobran) y secuaces (los que están en su nómina)-
Estamos frente a la misma bestia: camina como un pato, grazna como un pato... qué más necesita?

Discepolin dijo...

Agrego: eran los militares del "proceso" -y los que los precedieron de la era de Onganía- fascistas antes del Cordobazo y el genocidio y la guerra de Malvinas?
Yo y otros opinamos entonces -como ahora- que sí, que eran fascistas.
Esa fue una de las causas de sus decisiones, no una consecuencia.
Fascista no es el que arde en la hoguera de la guerra civil o genocida: fascista es el que la provoca.

Macedonio dijo...

Brillante, Discepolín, gracias!!!
Lo dijo con todas las letras, y no esperó a que cambie la marea.
Iglesias es suficientemente inteligente (y honesto) como para saber la diferencia.
Es por eso que escribimos en www.discepolin.com, con todas las diferencias personales e ideológicas entres nosotros.
Esto es el ABC de las Naciones Unidas, 1948, que los neofascistas Kirchner, Chávez., Gaddafi y Ahmedianajad quieren reescribir.
Gracias por la lucidez y los cojones.

pablin714 dijo...

hola Fernando, te escribo por vez primera pero ya te he visto mas d una vez en muchos debates televisivos

queria decirte que escucharte a vos, a Gil Lavedra, a Alfonsin (h) fue lo q me decidio a votarlos en la ultima eleccion
por supuesto q coincido en muchas cosas q decis..quizas no tanto en la ley de medios.. pero seguramente me sabras entender por q se como pensas


Muchos saludos

Fernando A. Iglesias dijo...

Disculpen que conteste citándome: de Kirchner y Yo.

“Fueron los hombres de la Revolución Francesa los que, intimidados por el espectáculo de la multitud, exclamaron con Robespierre: ‘¿La República? ¿La monarquía? Yo no conozco otro asunto que la cuestión social’; y con ello, perdiendo las instituciones que son el alma de de la República según Saint-Just, perdieron a la propia revolución”.
Hannah Arendt, Sobre la revolución

La monarKía
Durante mucho tiempo los críticos han discutido sobre la naturaleza exacta del kirchnerismo. Elisa Carrió ha tomado los extremos por la norma denunciando sus tendencias fascistas y nazis. Muchos intelectuales marcaron, moderadamente, sus rasgos de populismo caudillesco o lo llamaron, más técnicamente, bonapartismo, para después entretenerse comparando la distancia entre Kirchner y Perón con la que existía entre Luis Bonaparte y el primer Napoleón. Todos tienen razón y todos se equivocan, ya que un monomaníaco cuya ambición central es la construcción de la propia leyenda tiene una forma protomórfica y toma, como en un supermercado, algunas cosas de aquí y otras de allá.
Pero para calificarlo de fascismo, al kirchnerismo le faltan elementos que sí tuvo el peronismo hasta el día de la muerte de Perón: movilizaciones populares recurrentes, lucha interna entre facciones y –sobre todo- un entusiasmo genuino, un espíritu de época delincuencial pero romántico que Kirchner está bien lejos de convocar. En su lugar, así como el peronismo fue una copia descolorida del fascismo, el kirchnerismo, mala copia de una mala copia, no tiene un militar verticalista a cargo sino a un verticalista militarista; no convoca grandes movilizaciones sino al precio de la gaseosa y el choripan; no genera una épica romántica sino cínica, condicionada a la contención del caos vivido en 2001 y al aumento del consumo familiar; no denota lucha interna entre sus facciones sino la que desarrollan la pingüinera y los advenedizos por el control de la cajita feliz. A menos que uno se tome en serio a Luis D’Elía, en cuyo caso lo mejor es llamar con urgencia a un doctor.
De aquí que la categoría de “neopopulista” le caiga tan bien a un enfermo de rousseanismo como Kirchner.

Fernando A. Iglesias dijo...

Sigo:
De aquí que la categoría de “neopopulista” le caiga tan bien a un enfermo de rousseanismo como Kirchner. Así como el neoliberalismo rebajó una de las tradiciones políticas progresistas de la Modernidad a las teorías neoliberistas que ven en el estado democrático una amenaza a los intereses económicos de los poderosos, que sostienen como única política posible el laissez-faire, que postulan al mercado como el supremo territorio de realización de las potencialidades humanas, que reducen la libertad a libertad económica y la ciudadanía democrática a los derechos del consumidor; así el neopopulismo es una versión jibarizada del viejo buen populismo. Donde el populismo ponía un líder carismático capaz de convocar multitudes el neopopulismo propone su versión domesticada, capaz sólo de convocar una claque obediente en los actos que prepara para los Homeros Simpsons que lo miran por TV. Donde el populismo aplicaba la violencia física el neopopulismo exagera su violencia verbal. Donde había un entusiasmo y una euforia que prometían resistir inmutables al desgaste al que el tiempo somete a las ensoñaciones hay ahora, afortunadamente, una expectativa fluctuante teñida de resignación y pronta a mudar de parecer al primer signo de cambio de época. Y si la degradación del liberalismo en neoliberalismo es una nota discordante que está en la base de las insuficiencias de los Noventa, la transformación del populismo en neopopulismo pone un toque de esperanza a un panorama político permeado por la desafección. Después de todo, pasar de la tragedia romántica del fascismo a la comedia sainetesca del peronismo, y de éste al grotesco grand-guignol del kirchnerismo, es un mérito no menor.
Se equivocan pues los opositores que describen al gobierno como neofascista, los periodistas que criticaron el apogeo del caudillismo nacionalista, los pensadores locales que mencionaron al bonapartismo y los intelectuales europeos que han acudido a las figuras de la autoridad carismática weberiana, la personalidad autoritaria adorniana y la hegemonía gramsciana. Todas estas argucias explicativas son demasiado modernas para describir el esquema de poder que ha instalado Néstor Kirchner, y que no es otro que la vieja y buena monarquía absolutista, propuesta hoy en su variante “democrática”, esto es, la monarquía plebiscitaria absolutista, que sigue batiendo los récord de decretos de “necesidad y urgencia” establecidos por Menem por el simple hecho de que toda monarquía se maneja por decreto real.
¿No se observa asomar ya, perfectamente encolumnada, su obediente legión de sirvientes y vasallos, los cuadros? ¿No se organizan sus nuevas cohortes y se reorganizan sus cortes? ¿No se admira por doquier la gracia de sus bufones televisivos? ¿No obtienen sus baronías provinciales y municipales, ya que no un derrame real, un derrame del Tesoro Real? ¿No habla el Rey por boca de sus pregoneros, en sus variantes gauchesca y compadrita? ¿No suben a su carro trashumante los transformistas y tránsfugas borocotizados? ¿No se ejerce un importante y bien pago mecenazgo cultural organizado por quien, ayer nomás, se deleitaba en ridiculizar con desprecio a los “intelectuales orgánicos”? ¿No habla y actúa el Rey para su pueblo, ignorando las ceremonias impuestas por la democracia formal, ese fantasma, y salteando sus molestos protocolos? ¿No se alinea, apenas el monarKa lo sugiere, una guardia real enmascarada, y armada contra los enemigos con esa nueva versión del garrote vil: el palo piquetero? ¿No se identifican sus caballeros, desde sus cancilleres a sus barrealfombras, con la inconfundible contraseña “Soy hombre de Kirchner”? ¿No asumen y desasumen sus cargos los alférez y tiemblan y callan los vicepresidentes ante las acusaciones de deslealtad de la Reina? ¿Cómo asombrarse entonces de que el proyecto de la monarKía sea presentado como “proyecto nacional” y los enemigos de la Korona sufran la acusación de ser enemigos de la Nación, unificada en el cuerpo y el espíritu del monarKa?

Anónimo dijo...

Me gustó eso de que el neolibealismo es una version jibarizada del liberalismo. Es muy cierto. Quien es liberal en lo economico no puede dejar de serlo en lo político ( lo que no sucedió aquí con el liberalísimo hno de un general golpista que nos preparaba para pasar un duro invierno).

Anónimo dijo...

don fernando, usted dijo que kirchner le parece mas bien regimen monarquico? supongo que por la acepcion de luis juez, ese que dijo: si, monarca: mitad mono, mitad garca...

Ruben dijo...

UAU...acá está lleno de gente que sabe en serio, yo no, pero me doy cuenta que para hablar de Fascismo, o bonapartispo, o lo que sea, hay que situarse en el pais... o sea, este pais es un sainete, hay intelectuales en el kirchnerismo, carta abierta..hay luchadores sociales, hay sindicatos, y vuelvo a insistir (pesado el hombre), no ven nada del otro lado...están cobos, duhalde, macri...y si llegas vos o carrió vas a ver si no hay violencia física...en el 2001 hubo violencia física...llevaron a SUS chicos en colectivos y después le mandaron SU policía a que los caguen a tiros. pero bueno, en serio no se nada de todo lo que hablan, solo de lo que veo...pero como me gusta cuando los mirás y ellos bajan la vista...uau...
RUBEN

Arlt dijo...

Por eso usamos la categoría "chorrocracia" para describir el sistema político y social de la Argentina gobernada por la franquicia post-peronista de Menem-Duhalde-Kirchner. Ideológicamente oscila entre el neoliberalismo del primero y el incuestionable neofascismo del último.
Las categorías ideológicas pasan a ser instrumentos justificativos y a la vez cortinas de humo para el motivo central, que es el saqueo y el control de la riqueza por 50 familias y sus amigopolios.
El resto es gastar categorias analíticas y conceptos políticos en un grupo de bandoleros encaramados en el poder.
A despertar, es hora...

Arlt dijo...

En cuanto a Kirchner, creo que "neofascismo" le viene al pelo, del mismo modo que "neoliberalismo" le quedó pegado a Menem. Lo de "neo" habla de una distorsión fundamentalista (en el caso de Menem para justificar el saqueo mediante privatizaciones monopólicas en nombre del mercado libre, en el de Kirchner, para justificar el saqueo mediante nacionalizaciones monopolicas en nombre del "socialismo nacional y popular" -den vuelta las dos primeras palabras y ven la marca en el orillo-)
Es el mismo caso del PRI mexicano, con un ala de ladrones neoliberales -Salinas de Gortari, el Menem mexicano, hoy por volver al poder- y otra de ladrones neofascistas -Lopez Obrador, el Kirchner/Chavez mexicano, hoy acusado de robar a cuatro manos a su propio partido los sueldos de sus legisladores). También Lopez Obrador puso "testimoniales" para bancas del parlamento -allí los llaman "Juanitos" por "Juanito", uno de los títeres que hizo entrega de la banca tras ser elegido-
Es tan grosero, tan evidente como violar y robar a la luz del día y por TV (con repetición de las mejores escenas).

Anónimo dijo...

los kakas son entre otras cosas unos sátrapas

segun el diccionario satrapa quiere decir


Gobernador de una provincia de la antigua Persia.


Que abusa de su poder o de su autoridad


Que vive con mucho lujo y ostentación


Persona ladina y que actua con astucia

tirano, déspota
ladino, zorro, marrullero

Daniel-peral dijo...

El post me pareció uno de los mejores análisis que han hecho sobre el tema de la ley de medios. Completo y acertado.

Con respecto a los comentarios: Mi opinión la resume el amigo Arlt:

"Las categorías ideológicas pasan a ser instrumentos justificativos y a la vez cortinas de humo para el motivo central, que es el saqueo y el control de la riqueza por 50 familias y sus amigopolios."

ASÍ DE FÁCIL.

Anónimo dijo...

Amigo Arlt, me gustaría que ud. y don Enrique lean a Aldo Ferrer , y me den su opinión. Le recomiendo el texto " Argentina y la globalización".

Arlt dijo...

Seguro, Anonimo, con gusto. Mientras tanto, otro paso en el camino al control de los diarios impresos: el desembarco de Moreno en Papel Prensa.
Por si los diputados que ya entregaron los superpoderes y estan por entregar la Ley de Medios no se dieron cuenta...
Sigue vigente lo que dijimos antes: cierran la puerta después que los caballos se escaparon, porque hoy la prensa impresa y los noticieros tienen menos audiencia que las iglesias los fines de semana soleados.
La gente no es tan boluda como sus gobernantes creen.
Pero por cierto, la pseudo-oposición que comparte el mismo modelo y lo vota no debe ser subestimada. Kirchner habrá perdido por paliza, pero gracias a ello controla y controlará el 70% de las bancas.
Si Iglesias estaba solo, ahora va a estar mal acompañado...

Discepolin dijo...

Estamos de vuelta en 1976. Un dictador civil, con plenos poderes y sin oposición, inimputable (porque ni siquiera se tiene que molestar en marcar el reloj en la Rosada ni firmar un solo papel, para eso tiene testaferros) y con dominio ideológico absoluto de un país que todavía se cree que la devaluación del 2002 la provocó el FMI y no Duhalde -aunque la haya firmado-
Lo ponemos con todas las letras para quien quiera analizar la política argentina partiendo de la realidad y no de la nube de pedo o del surrealismo onanista de pensar que vivimos en una democracia representativa conforme a la Constitución y hacerse los rulos pensando en juicios políticos o cambios de rumbo por la vía legislativa (no lo hagan reír tanto a Néstor, please).
A ver si se bancan la verdad y comienzan a operar partiendo de ella: Argentina: el retorno de la dictadura
http://www.discepolin.com/2009/10/argentina-dictadura-civil.html
Hay que comenzar a organizar una larga y penosa resistencia civil para MERECER el retorno a la Constitución.
Cómo?. Hay que pensarlo, comenzando por aceptar y entender la situación real de Argentina.